Carrito 0

Quien se casa con un norteamericano puede obtener la Green Card y vivir en Nueva York

por Michele Cea, Esq.

Abogado en el Estado de Nueva York

mcea@cebalaw.com

www.cebalaw.com

En los artículos anteriores hemos analizado algunas de las visas más importantes de la categoría non-immigrant, que son visas temporales que permiten al poseedor estadías más o menos largas en los Estados Unidos. Ahora vamos a prestar atención a las llamadas immigrant visas, que son las visas que si son aprobadas, conllevan la adquisición de la famosa Green Card, la tarjeta verde que da el título de residente permanente de los Estados Unidos. Dos son las categorías en cuestión: Family Based Immigrant Visas y Employment Based Immigrant Visas.

Iniciando por las Family Based Immigrant Visas, hoy analizaremos la adquisición de la Green Card a través del matrimonio con un ciudadano americano, que es sin duda la principal vía por la cual los ciudadanos extranjeros pueden convertirse en residentes permanentes de los Estados Unidos.

Una vez ha sucedido el matrimonio, son tres las condiciones que deben respetarse para que un ciudadano extranjero pueda obtener la tarjeta verde:

1 – Haber ingresado legalmente a los Estados Unidos (un parámetro irrelevante cuando el extranjero en cuestión no ha estado nunca en los Estados Unidos);

 

2 – Demostrar Good Moral Character;

3 – Probar que se trata de un Good Faith Marriage.

1 – Es importante que el extranjero haya entrado a los Estados Unidos con un título de viaje legítimo (por ejemplo el Esta-Visa Waiver, una visa de turista o una de trabajo) y que el oficial del Costums and Border Protection le haya admitido la entrada (con un sello en su pasaporte). Si entró legalmente, incluso el extranjero que se haya convertido en ilegal (es decir, que se haya quedado en los Estados Unidos más tiempo del permitido) podrá solicitar la tarjeta verde si se casa con un ciudadano americano. Esto no es válido en cambio, cuando el extranjero entró de manera ilegal. En tales casos, ni el matrimonio con un ciudadano podrá solucionar la situación.

2 – Demostrar Good Moral Character. Tal requisito está relacionado con delitos cometidos y arrestos. Algunos delitos constituyen un verdadero obstáculo para obtener la tarjeta verde (y son aquellos que están relacionados con moral turpitude, y entre ellos encontramos el terrorismo, homicidio, casi todos los relacionados con las sustancias estupefacientes, violencia sexual y contra menores). Otros delitos y arrestos pueden ser “perdonados” más fácilmente, especialmente en un país como los Estados Unidos, donde sólo basta pasarse un poco al volante para pasar una noche en prisión.

3 – Good Faith Marriage­ – La pareja deberá demostrar que el matrimonio en cuestión es auténtico y basado en una verdadera historia de amor, y no es un contrato sólo para el immigration benefit, es decir la obtención de la Green Card. El procedimiento para la obtención de la tarjeta verde se termina con la infame y temida entrevista con un oficial de la USCIS, que tiene la tarea de establecer si el que tiene delante es un matrimonio verdadero, o sólo una farsa para obtener la tarjeta verde. El día de la entrevista, los dos esposos solos o acompañados por su abogado, deben presentar una serie de documentos para probar la autenticidad de la relación. Entre otros, los documentos más importantes son: un contrato de alquiler (o documentos que certifiquen la propiedad) y facturas de servicios públicos que demuestren que la pareja convive, bienes inmuebles y muebles y cuentas bancarias compartidas, seguro de vida y de salud recíproco, copia de conversaciones en sms y sus social networks, declaraciones de amigos en común que testimonien sobre la veracidad de la relación, fotos que muestren a la pareja junta en la vida de todos los días. Mientras más sustancial (cuantitativamente y cualitativamente) sea la documentación, más fácilmente y rápidamente la solicitud será aprobada. Sin embargo, si el oficial no se encuentra convencido de la autenticidad del matrimonio, llamará a la pareja para un segundo momento para cumplir con una Stokes Interview, es decir una entrevista en la que la pareja es separada, y el oficial hace las mismas preguntas a los dos esposos de manera separada, para luego verificar la correspondencia de las respuestas.

En lo que tiene que ver con el procedimiento, la primera parte de la solicitud para obtener la tarjeta verde se compone de una serie de formularios que hay que llenar, cartas que hay que escribir y documentos que hay que recolectar (sobre todo financieros). Es importante evidenciar en esta fase que el ciudadano americano debe demostrar que puede “sostener” a nivel económico al cónyuge y por lo tanto hay necesidad de que el ciudadano americano tenga un sueldo que sea por lo menos por encima del límite de pobreza.

Una vez presentada toda la documentación inicial, el ciudadano extranjero será llamado para la toma de huellas digitales un mes después, y luego recibirá un permiso temporal de trabajo aproximadamente después de tres meses. Finalmente, después de cerca de 6-8 meses de la presentación de la solicitud, la entrevista para establecer la autenticidad del matrimonio será agendada. En aquel momento es necesario tener lista toda la documentación que demuestre el Good Faith Marriage.

Es necesario recordar que en los Estados Unidos, los matrimonios entre personas del mismo sexo disfrutan del mismo tratamiento de aquellos entre un hombre y una mujer, y por lo tanto, conducen a la Green Card, siempre que se cumplan los otros parámetros.

En síntesis, se trata de un procedimiento más o menos largo y bastante complejo (si se hace sin abogado) puesto que son muchos los formularios que hay que llenar y documentos que hay que recolectar, pero sin duda es el método principal por el cual los extranjeros adquieren la residencia permanente en los Estados Unidos. Because love always find a way!


Publicación más antigua Publicación más reciente


Dejar un comentario