Carrito 0

Qué hacer el 4 de julio en Nueva York

Por Mariagrazia De Luca

deluca.marymary@gmail.com

Dentro de pocos días, el 4th of July, los Estados Unidos festejarán su cumpleaños número 240. En el “no lejano” 4 de julio de 1776, los 56 representantes de los estados norteamericanos, en los tiempos de la Corona Inglesa finalmente afirmaron su Declaration of Independence. La fiesta es muy sentida por los norteamericanos. Habrá fiestas, eventos, discursos conmemorativos por todas partes. Pero sobre todo, habrá Fireworks, los fuegos artificiales, un espectáculo que no pueden perderse, sobre todo para quienes de entre ustedes, lectores de Mi Viaje a Nueva York, pasarán el 4 de julio en la Gran Manzana.

Este artículo está dedicado a los mejores “spot” a dónde ir para disfrutar los fuegos, y también los que hay que evitar.

Antes que nada: información general sobre los July 4th’s Fireworks.

Inicio de los fuegos artificiales: “after dark”, es decir apenas al caer del sol, Aproximadamente entre las 8 y las 9 de la noche.

Duración de los fuegos:

30 minutos

Desde dónde lanzan los fuegos:

Desde las barcazas cerca del Pier 17 y sobre el East River entre 23rd y 37th Street.

BROOKLYN BRIDGE PARK

Es un “spot” típico a donde los neoyorquinos y los turistas les encanta ir para ver los fuegos del 4 de julio. El parque es bellísimo: ofrece una “killing view” de Manhattan, justo delante de ustedes, y en las cercanías también de una obra de arte de 1920, el Jane’s Carousel, el cual fue recientemente restaurado y por ello volvió a tener los vivísimos colores originales. No cometan el error que yo cometí el año pasado: sentarse entre el Puente de Brooklyn y el Puente de Manhattan. Algunos amigos y yo salimos de casa temprano por la tarde con las mejores intenciones: encontrar un lugar fantástico donde esperar los fuegos y mientras tanto, disfrutar haciendo un picnic sobre toallas sobre el prado verdísimo del parque. Y entonces, después de horas y horas de espera, lanzaron el primer fuego, y con él llegó nuestra… desilusión. Los fuegos estaban apenas a la izquierda del Brooklyn Bridge, que con su pilar macizo cubría enteramente nuestra vista. El centenar de personas que esperaban con nosotros, seguras de recompensar la larga espera con el espectáculo de una visión en primera fila, quedaron con la boca abierta con una expresión de incredulidad.

Entonces un gentío comenzó a correr desesperadamente, dejando atrás objetos personales, pero también mucha suciedad sobre el prado, con tal de pasar el Puente de Brooklyn y poder ver los juegos. Nosotros, por nuestra parte, no nos unimos a los corredores frenéticos y vimos los fuegos en el reflejo de los vidrios de un gran edificio a nuestras espaldas, tratando de considerar todo desde una perspectiva irónica. Al final de cuentas, la vista de los rascacielos de Manhattan era estupenda y compensaba nuestra desilusión.

Dónde: 334 Furman St, Brooklyn

BERRY PARK

Berry park, a pesar de que el nombre pueda llevar al engaño, no es un parque, sino un Beer garden & Restaurant, localizado sobre una calle que le da el nombre, 4 Berry Street. En el corazón de Brooklyn, el Berry Park es un punto de encuentro para los apasionados del soccer. Hay grandes pantallas… recuerdo haber visto en Berry Park la final de los europeos de hace algunos años: Italia Vs. España. No soy una apasionada del fútbol, pero me animo cuando veo los partidos. Y de alguna manera, parecía que estaba en el Olímpico: estábamos muchos italianos y muchos eran “simpatizantes de Italia” y era difícil distinguirse los unos de los otros. Los hinchas con la camiseta azul eran mayores en número que los españoles… pero todos nos desilusionamos por el ko que propinó España, pero… en Berry Park se festejó igual.

Desde la terraza de Berry Park, pueden tener una vista sobre Manhattan que deja sin aliento y también buena vista de los fuegos del 4 de julio. Se pagan $20 y la entrada está prevista para las 5 de la tarde. Lleguen bastante antes del anochecer para disfrutarlo en toda tranquilidad mientras disfrutan de un Daiquiri a la fresa o una Piñacolada. Los precios son buenos (sobre los $10) y hay una amplia selección de cervezas belgas. Único punto en contra: puede estar demasiado lleno de gente.

Dónde: 4 Berry Street, Brooklyn

BROOKLYN HEIGHTS Y BROOKLYN PROMENADE

No deben esperar el 4 de julio para disfrutar de un buen paseo por Brooklyn Heigths a la hora del anochecer... Construido en 1950, sobre la autopista Brooklyn-Queens, este paseo reduce el ruido y se convierte en una especie de refugio del ajetreo de la ciudad. Hacia el norte pueden admirar el Brooklyn Bridge en toda su majestuosidad, hacia el sur en cambio, están los edificios antiguos del vecindario.

Seguramente el romanticismo del lugar pierde durante el 4 de julio, donde el paseo se llena de mucha gente. “First came, first served” es la regla: por lo tanto no dejen para el último minuto la llegada a Brooklyn promenade. Pueden aprovechar para dar un paseo y admirar los antiguos y muy costosos edificios de la propiedad de Brooklyn Heights que provienen del 19th century.

Dónde: Pierrepont Pl., Brooklyn

SOUTH STREET SEAPORT

Es el “Historical District” of Manhattan, un vecindario un poco fuera del tiempo, con grandes barcos de vela, hoy museo, que parquean en el puerto. Es aquí donde se desarrollaba la primera vida de Nueva York, los primeros asentamientos de los colonos, los primeros rascacielos, el mercado, etc. Son muchos los eventos organizados con ocasión del Independence Day en South Street Port: conciertos, kioskos culinarios, exhibiciones (como la de Parson School of Design). Pueden consultar en línea el programa del “Festival of Independence”.

Dónde: One Seaport Plaza

BROOKLYN GRANGE

Estamos en Williamsburg, sobre una terraza nuevamente con una vista espectacular sobre Manhattan y los fuegos que llenarán los cielos. Un verdadero y auténtico evento fue organizado por Brooklyn Grange en ocasión del cumpleaños de Estados Unidos. Una barbacoa estilo Southern, con una banda que tocará canciones clásicas norteamericanas… luego habrá baile y ríos de cerveza del Bronx.

Dónde: 37-18 Nothern Blvd, Long Island City

PARQUES MENOS LLENOS

El Grand Ferry Park (Grand Street a la altura de River Street) por lo general no es un destino de masas para ver los fuegos, pero la vista no está nada mal. El parque corresponde al puerto donde atracaban los barcos que transportaban a los burgueses de Williamsburg, antes de que el vecindario se convirtiera en parte de Brooklyn.

En cambio, East River Park State (90 Kent Ave.), siempre en Williamsburg, tiene una vista mucho mejor que el anterior, y el parque no es en sí mismo un atractivo que llame a los turistas. Hay arena, grandes piedras, cemento y muchos gansos para hacerles compañía.

En el Congreso... July 4th, 1776

Nosotros los representantes de los Estados Unidos de América, reunidos en Congreso general, … En el nombre y con el poder pleno del buen pueblo de estas colonias damos a conocer solemnemente y declaramos que estas colonias unidas son y por derecho han de ser Estados libres e independientes; que están exentas de todo deber de súbditos para con la Corona británica y que queda completamente rota toda conexión política entre ellas y el Estado de la Gran Bretaña, y que, como Estados libres e independientes, poseen pleno poder para hacer la guerra, concertar la paz, anudar relaciones comerciales y todos los demás actos y cosas que los Estados independientes pueden hacer por derecho. Y para robustecimiento de esta declaración, confiados a la protección de la Providencia divina, empeñamos unos a otros nuestra vida, nuestra fortuna y nuestro sagrado honor.

[Sigue la firma de los representantes de los 56 Estados]



Publicación más antigua Publicación más reciente


Dejar un comentario