Carrito 0

¿Cuál es el mayor defecto de Nueva York? Vean el video al final.

Muchos me lo han preguntado y me lo preguntan muy a menudo. ¿Cuál es el mayor defecto de Nueva York? ¿Los precios altos de los arriendos? Seguramente sí.

Pero para mí existe un problema que es superior a éste. Se trata de los ratones de apartamento. Cuando hablo de los ratones de apartamento no me refiero a los ladrones, sino a los ratoncitos estilo Jerry del dibujo animado. Al verlos de cerca no dan miedo, quien ha tenido un hámster podrá notar cuánto se parecen. Por suerte son muy diferentes de las ratas del metro, que son bestias gigantes. Los ratoncitos son pequeños y se meten en todas las casas. En el fondo son animales dulces. Disculpen, pero ¿Mickey Mouse no les parece tierno?

La primera vez que vi uno estaba recién llegado y me quedé petrificado. Estaba en un apartamento que acababa de arrendar en Forrest Hill y se apareció frente a mí. La primera vez siempre es traumatizante. Grite. Cuando se lo dije al propietario, lo afrontó con naturaleza. ¿Qué quieres que haga?

Con el tiempo también he tomado esta actitud. Por supuesto, ahora soy un experto y sé cómo capturarlos. Por fortuna no sucede a menudo, pero sí aparece un ratoncito un par de veces al año.

La relación de los hombres con los ratones es realmente conflictiva pues se han asociado a enfermedades y pestes del pasado. Este conflicto aún permanece hasta ahora, porque en efecto son portadores de enfermedades. Sobre esto no hay discusión. Y claro que sí, podemos decirlo abiertamente: ¡no queremos ratones en nuestra casa!

También mis padres se quedaron muy sorprendidos la primera vez que vieron un ratoncito en casa, mi padre fue el que tuvo la mala suerte. Mientras dormía en el sofá se le subió un ratoncito minúsculo en la pierna. Lo escuchó y lo vio. Lo hizo volar por los aires moviendo rápidamente su pierna hacia lo alto, pero luego el ratoncito logró huir. Los ratoncitos entran por cualquier agujero, aún del tamaño de monedas de un centavo. Y saben hacerse los invisibles durante el día.

Por lo general salen por la noche en búsqueda de comida y si te ven, se asustan: ellos también recuerdan de los años de lucha contra los ratones, por eso le temen al ser humano. La única manera para agarrarlos son las trampas (también está la opción del veneno, pero no la aconsejo. Luego se mueren en lugares escondidos y no los encuentran nunca). Desde la clásica trampa que los mata al instante, al pegamento en el que se quedan pegados, pero que los mata de manera lenta y cruel. A mí me gusta una trampa que se llama “hotel para ratones” (tengo una fijación con los hoteles, por eso abrí el portal www.queridohotel.com), una casita verde con ventanas. No los mata, sino que los atrapa vivos. Luego pueden ir a liberarlos en algún lugar lejano, como por ejemplo un parque.

Si no los mato es porque me recuerdan los hamsters de mi infancia, pero creo que sería mejor matarlos, para liberarse de ellos definitivamente. Pero pienso que esta batalla sin fin nunca podrá ganarse. Los ratones son resistentes. Son animales que no se acaban. Creo que es más probable que se extinga primero el ser humano.

Es bueno hacer controles de plagas en el apartamento de manera regular, al menos una vez al mes, pues en las situaciones más graves probablemente deberán dejar su caso por algunas semanas para una gran fumigación.

La trampa verde que utilizo funciona así: pongo un pedazo de queso y luego la cubro con periódicos. Esto de los periódicos lo descubrí de casualidad.

Puse esta trampa verde y luego de una semana no había atrapado ni uno. Luego, de casualidad cayeron algunos periódicos sobre la trampa, los dejé ahí por pereza. Y el día siguiente escuché un ruido debajo de los periódicos. Había caído un ratón. Sin los periódicos no entran, probablemente necesitan de la oscuridad y se sienten seguros entre los papeles del periódico.

Aquí les dejo el video del último ratón que atrapamos en la trampa verde. Mi padre se sentía emocionado y con asco a la vez. Otro problema de Nueva York son las pulgas en los colchones, pero hablaremos de eso en otra ocasión. Aquí les dejo el video del último ratoncito.



Publicación más antigua Publicación más reciente


Dejar un comentario