Carrito 0

Conocí a Sarah Jessica Parker y comprendí por qué representa a Nueva York y por qué las mujeres la aman

Digámoslo rápido. Sarah Jessica Parker es una estrella universal. Una de las últimas, de aquellas capaces de encarnar no sólo a su personaje, sino también el espíritu de la ciudad y de representar en manera sublime su propia época. Es también muy rica, gracias al éxito. A donde quiera que vaya, la tratan como reina. Vive una vida de ensueño. Y al haber llegado a este nivel, podría simplemente disfrutarse la vida de la manera como a menudo nosotros pensamos que es “disfrutarse la vida”. Es decir, hacer poco, ganar gracias a la imagen y enriquecerse. Sin embargo no. Hay algo más en ella y es bellísimo pues encarna el espíritu norteamericano. Un deseo de no pararse, de volver a iniciar, de hacer algo diferente.

Por esta razón, fundó una marca de zapatos, tiene tiendas y en realidad hasta aquí no tiene nada de extraño. Es una consecuencia lógica del éxito: utilizarlo para crear una marca. No ha sido la única en hacerlo. Pero en su caso esto no es todo. Sarah Jessica Parker hace de dependiente en sus tiendas. Y así fui a verla. Y para mí, fue una lección de vida hermosa.

Comprendí que está enamorada de sus zapatos y que adora estar en la tienda con las clientes y los zapatos. Este es el mundo que se construyó y que la hace feliz. También me surgió la duda sobre si prefiere esto a la actuación. Pero vayamos más allá y repitamos una cosa: estamos hablando de una de las últimas estrellas mundiales y sin embargo está en una tienda de zapatos, toma los zapatos y te los pone en los pies. No eres tú la empleada, quien le pone los zapatos a ella que es una VIP. Es al contrario. Es eso, ¿comprenden? Con un gesto da vuelta al mundo que hasta ahora es conocido. Y no lo hace por necesidad, se sabe que es muy rica. No es puro marketing. Lo hace porque le encanta hacerlo. Punto. ¿Es necesario agregar algo más? Quizás no, pero quiero añadir mi experiencia.

 

Fui a ver de cerca este evento, pues quería comprender realmente de qué se trataba. Y así, cuando Débora se acercó para pedirle consejo sobre dos pares de zapatos, Sarah Jessica Parker, la estrella (repitámoslo, la ESTRELLA), ¿qué hizo? Podía haberlo hecho rápidamente, aconsejándole un par en lugar del otro, con alguna fórmula de rito, simplemente para hacerla feliz. Nada de esto. Se sentó. La observó, la hizo caminar. Hizo algo que es la belleza en su estado más puro: se ocupó de Débora, no como cliente, sino como persona. Quiso comprender qué zapatos ya tenía, para qué ocasión quería utilizarlos, cuáles podían adherirse más a su estilo, qué tipo de ropa usaría, a qué se dedicaba. Dedicó a su cliente un tiempo infinito, que casi me cansó más a mí que era un simple espectador. A ella no, no estaba cansada y tampoco se cansó. Lo hizo con todas las clientes, todo el día, sin ceder un minuto al cansancio, sin echarse atrás. Nosotros la vemos como una estrella. Pero ¿ella se siente como una estrella? ¿Se comporta como tal? La observé en la manera natural de sus movimientos entre las cajas. Sarah Jessica Parker toma los zapatos, los lleva a la cliente, aconseja, desaparece un instante para tomar un poco de agua y regresa. Y lo hace innumerables veces. A veces no se le distingue de Carrie, del personaje ficticio.

Pero finalmente ¿quién es Sarah Jessica Parker?

La amiga que siempre has deseado, que te acompaña a hacer compras, que te sostiene la mano mientras lloras. Que, si todas la tuvieran, quizás tomarían menos decisiones equivocadas. Vi en ella eso que ella es: una mujer común y corriente con una maravillosa interpretación de la vida y de Nueva York.

Quizás algún día me dé la sorpresa y haga con nosotros un tour de las terrazas.



Publicación más antigua Publicación más reciente


  • Maria en

    hola Piero Genio, me encanta NY, voy por cuarta vez en familia en Semana Santa y me encantaría conocer la tienda de zapatos ?. pásame la dirección. Beso

  • Maria en

    hola Piero Genio, me encanta NY, voy por cuarta vez en familia en Semana Santa y me encantaría conocer la tienda de zapatos ?. pásame la dirección. Beso

  • Rosana DeLeon en

    Amo NYC? Sueño desde muy chica conocer esta ciudad mágica
    Mirando películas románticas en la ciudad de NevaYork, imagimando un dia poder cumplir mi sueño.
    Sarah es la chica Noyorkina que quiero ser

  • Mariela Alejandra en

    Piro, sos un capo!!..Amo a Sarah..mi sueño es conocer NY…y a ella..Dios quiera algún día viajar y conocerla..Abrazo…

  • Silvia en

    Muchas gracias por esto , decidí ir a Nueva York de ver tantas veces sex and the City, admiro a Jessica, en julio 2018 estaré ahí cumpliendo mi sueño, y soy una mujer de 63 años pero no quiero morir sin conocer la ciudad de mi serie favorita.



Dejar un comentario