Carrito 0

Entremos juntos al Chelsea Market

Texto y fotos de Luca Marfé

Facebook: Luca Marfé Photography - Twitter: @marfeluca - Instagram: @lucamarfe

Situado en el corazón del Meatpacking District, muy cerca del río Hudson sobre la 9th Avenue entre 15th y 16th Street, se encuentra uno de los lugares imperdibles para los amantes de la Gran Manzana: el Chelsea Market. Un mercado cubierto que está justo frente a la sede de Google, y alberga entre otros, las oficinas generales de YouTube y otros estudios de producción televisiva, en el cual se puede uno perder entre comida fresca, accesorios, buena música de fondo y la atmósfera típicamente “urban” que hacen de Nueva York la jungla metropolitana más amada del planeta.

En realidad encontrarán de todo: desde el desayuno hasta el almuerzo, pasando por el aperitivo antes de llegar a la cena (de lunes a sábado cierra a las 9 pm, el domingo a las 8). A turistas y neoyorquinos les gusta perderse en la “maraña” de lugares y luces para disfrutar de cada esquina, y sobre todo cada bocado en este pequeño y fascinante laberinto. Justo al lado del ingreso sobre la 9th Avenue, está uno de los corazones pulsantes de la cocina italiana en Nueva York: el restaurante y fábrica de pasta de Giovanni Rana. No es muy económico, pero se distingue por su variedad y sobre todo por la excelente calidad. En resumen, un bocado de pura autenticidad italiana. Y no se levanten de la mesa sin haber probado los tortelloni hechos a mano con el relleno que prefieran. Otro punto a destacar del lugar, siempre “made in Italy”, Buon Italia. Un auténtico supermercado donde encontrarán lo mejor de los productos italianos a precios razonables (recuerden que están en Manhattan). Pero lo mejor para los amantes del género, es sobre todo la inmensa variedad de pescado fresco, que se debe comer inmediatamente acompañado de una generosa copa de vino, o que se puede llevar para sorprender a todos con las habilidades de la propia cocina.

No se pueden perder una parada en el Lobster Place, donde luego de haber escogido el corte y tiempo de cocción, podrán saborear una de las mejores langostas de toda la ciudad. También es exquisito y encantador el bar de ostras Cull & Pistol, donde encontrarán dificultad para tomar en cuenta las diferentes calidades de ostras para probar. También es interesante la selección de vinos y cervezas para completar la degustación, y para terminar un buen café (muy bueno en Ninth Street Espresso), una crêpe a la Nutella en el Bar Suzette (adiós a la dieta). También hay que prestar atención a la arquitectura y al diseño de los interiores, y tomarle muchas fotografías a los miles de detalles que el Chelsea Market tiene para ofrecer. Recuerdos espléndidos, perfectos para un día de cielo gris.



Publicación más antigua Publicación más reciente


Dejar un comentario